Follow by Email

martes, 2 de abril de 2013

¿Miedo o confianza?


Hace unos días he recibido en la consulta a una mujer que ha seguido un tratamiento para su adicción al alcohol en otro centro terapéutico. Ha pasado tres meses ingresada, después otros seis meses en un piso tutelado, y cerca de un año más acudiendo a terapia a diario.

Curiosamente, a pesar de todo eso, me llega cargada de miedo e inseguridad en si misma. Teme tener una recaída si se aleja de ese régimen terapéutico, pero al mismo tiempo se siente agobiada, asfixiada, falta de libertad y deseosa de retomar su trabajo y su vida normal, sin volver a beber alcohol, obviamente.

Me llama mucho la atención que haya métodos terapéuticos que generen en los pacientes tanto miedo e inseguridad en sí mismos.

Creo que la esencia del problema adictivo es la pérdida de libertad que supone ser esclavo de una substancia, o más bien de un círculo vicioso de conductas adictivas, y que por lo tanto, para superar la adicción, el sujeto tiene que recuperar su libertad. Y difícilmente puede conseguirlo si el método terapéutico le transmite miedo, inseguridad y la creencia de que necesita seguir vinculado a la terapia porque de lo contrario va a recaer.

El Programa Victoria es radicalmente diferente en este aspecto. Tratamos de infundir en los pacientes confianza y seguridad en si mismos, enseñándoles a sortear los peligros de las situaciones de riesgo y a desarrollar actitudes y comportamientos que les permitan mantenerse sin beber en cualquier circunstancia.
Pero siempre basándose en la propia autoestima, en la confianza en si mismos, en la sensación de que son capaces de superar cualquier situación en la que se encuentren, y potenciando siempre la autoestima y la serenidad interior.

Aún así, hay gente para todo, y puede ser que cada método terapéutico tenga mejores resultados en unos casos que en otros.


Bernardo Ruiz Victoria
Psicólogo Clínico
www.programavictoria.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada